Página 14 - FOLLETO FMGM III

Versión de HTML Básico

LA CIUDAD DE MÉXICO:
COCINA DE COCINAS
México-Tenochtitlán ya era una urbe asom-
brosa cuando Hernán Cortés y sus huestes
la divisaron desde la ribera opuesta del lago
que la rodeaba. Palabras no encontraron
para describir su tamaño, su impecable trazo,
la buena apariencia de su gente, la notable
organización de su vida colectiva. Y, a falta de
referentes, difícil fue para los recién llegados
hacer relato de lo que encontraron en los
mercados que abastecían a la población de
alimentos y otros productos de uso común
en el vivir cotidiano. Bernal Díaz del Castillo
literalmente sudó tinta para bautizar tanta
maravilla del reino vegetal y animal que se
ofrecía a la vista de los compradores en los
puestos de los tianguis.
014
I Co c i n a d e c o c i n a s